Noticias JurídicasOrigen http://noticias.juridicas.com

Noticias de actualidad | Actualidad
27/04/2018 10:33:04 | Comisión Europea | Internet

Plataformas en línea: la Comisión establece nuevas normas sobre transparencia y equidad

La Comisión Europea ha propuesto nuevas normas sobre las plataformas en línea, proporcionando así a las pequeñas empresas una red de seguridad en la economía digital.

Las nuevas normas mejorarán el funcionamiento del mercado único digital, conforme a las declaraciones hechas por el presidente Juncker el 13 de septiembre de 2017 en el discurso sobre el estado de la Unión en lo tocante a «garantizar un entorno empresarial equitativo, previsible, sostenible y fiable en la economía en línea».

El objetivo de las nuevas normas es crear un entorno empresarial equitativo, transparente y previsible para las empresas y los comerciantes más pequeños cuando utilicen las plataformas en línea. Entre las empresas que se beneficiarán de las nuevas normas están hoteles, vendedores en línea, desarrolladores de aplicaciones y otras empresas similares que dependen de motores de búsqueda para atraer el tráfico de internet hacia sus sitios web.

El vicepresidente responsable del mercado único digital, Andrus Ansip, ha afirmado: «Millones de comerciantes de la UE, en su mayoría pequeños comerciantes, dependen hoy en día de plataformas en línea para llegar a sus clientes en el mercado único digital. Estos nuevos mercados en línea impulsan el crecimiento y la innovación en la UE, pero es preciso que haya normas claras y básicas para garantizar un entorno empresarial sostenible y previsible. La propuesta de hoy aportará más transparencia a la economía en línea, ofrecerá a las empresas la previsibilidad que necesitan y, en última instancia, redundará en beneficio de los consumidores europeos».

Estas son las palabras de Elizieta Bienkowska, comisaria de Mercado Interior, Industria, Emprendimiento y Pymes: «Nuestra intención es evitar la fragmentación del mercado único digital provocada por la existencia de un mosaico de normas nacionales. La Comisión presenta hoy un enfoque que proporcionará a las empresas, en particular a las pequeñas empresas, la transparencia y los mecanismos de reparación que les ayudarán a sumarse a la economía digital. También ofrece a las plataformas seguridad jurídica ».

Mariya Gabriel, comisaria de Economía y Sociedad Digitales, ha declarado lo siguiente: «Las plataformas y los motores de búsqueda son importantes canales que permiten a las empresas europeas llegar a los consumidores, pero hay que asegurarse de que no abusen de su poder para perjudicar a las empresas usuarias. Estamos dando un paso de gran importancia: normas claras sobre transparencia, una resolución de litigios eficaz y la puesta en marcha de un observatorio para analizar las prácticas de las plataformas en línea con mayor exhaustividad. Es indispensable garantizar que las plataformas y los motores de búsqueda traten a las demás empresas de forma equitativa, sobre todo de cara a fomentar la confianza en el entorno de plataformas en línea de la UE».

Casi la mitad (42 %) de las pequeñas y medianas empresas que participaron en una reciente encuesta del Eurobarómetro reconoció que recurre a los mercados en línea para vender sus productos y servicios. De acuerdo con otro estudio, aproximadamente el 50 % de las empresas europeas que trabajan con plataformas encuentra problemas. El estudio muestra también que el 38 % de los problemas ligados a las relaciones contractuales no se llegan a resolver, y que el 26 % se solucionan, pero con dificultades. Se calcula que esto provoca unas pérdidas directas en ventas de entre 1 270 y 2 350 millones de euros.

Medidas legislativas para garantizar la transparencia y la equidad en las relaciones con las plataformas

Las nuevas normas afrontarán estos problemas de la siguiente manera:

  1. Aumentando la transparencia: Los proveedores de servicios de intermediación en línea han de garantizar que sus condiciones de servicio para los usuarios profesionales sean fácilmente comprensibles y fácilmente accesibles. En este sentido, se deben determinar por adelantado las causas por las que se podría retirar o suspender de una plataforma a un usuario profesional. Asimismo, los proveedores tienen que respetar un plazo mínimo y razonable de preaviso antes de introducir modificaciones en dichas condiciones. Si un proveedor de servicios de intermediación en línea suspende o revoca, total o parcialmente, la oferta de una empresa usuaria, tendrá que especificar los motivos. Además, los proveedores de tales servicios han de formular y publicar la política general sobre i) los datos generados a través de sus servicios a los que se puede acceder, quién puede hacerlo y con qué condiciones, ii) el tratamiento que dan a sus propios bienes o servicios frente a los ofrecidos por sus usuarios profesionales, y iii) el modo en que usan las cláusulas contractuales para solicitar la gama o el precio más favorables de los productos y servicios ofrecidos por sus usuarios profesionales (las denominadas «cláusulas de la nación más favorecida» o NMF). Por último, tanto los servicios de intermediación en línea como los motores de búsqueda en línea deben establecer los criterios generales que determinan la forma de clasificar los bienes y servicios en los resultados de búsqueda.
  2. Resolviendo con más eficacia los litigios: Se exige a los proveedores de servicios de intermediación en línea que pongan en marcha un sistema interno de tramitación de denuncias. A fin de facilitar la resolución extrajudicial de litigios, todos los proveedores de servicios de intermediación en línea deberán recoger en sus condiciones de servicio los mediadores independientes y cualificados con los que están dispuestos a colaborar de buena fe para resolver los litigios. Por otra parte, se animará al sector a designar voluntariamente a mediadores independientes específicos que puedan ocuparse de los litigios que surjan en relación con los servicios de intermediación en línea. Finalmente, se concederá a las asociaciones que representen a empresas el derecho a incoar procedimientos judiciales en nombre de las empresas con miras al cumplimiento efectivo de las nuevas normas sobre transparencia y resolución de litigios.
  3. Creando un observatorio de la UE para la supervisión de los efectos de las nuevas normas: El observatorio se ocuparía de supervisar los problemas y oportunidades tanto actuales como futuros en el contexto de la economía digital, a fin de que la Comisión pueda dar el seguimiento oportuno a la presente propuesta legislativa. Se prestará especial atención a la evolución de los enfoques políticos y normativos en toda Europa.

En función de los avances realizados y sobre la base de la información obtenida a través del observatorio de la UE, la Comisión evaluará en el plazo de tres años la necesidad de medidas adicionales.

Contexto

El Reglamento propuesto hoy por la Comisión es una medida de seguimiento del compromiso asumido por la Comisión en la revisión intermedia de la Estrategia para el Mercado Único Digital de preparar acciones para abordar las cuestiones de las cláusulas contractuales abusivas y las prácticas comerciales desleales detectadas en las relaciones plataforma-empresa, estudiando la resolución de litigios, los criterios de prácticas equitativas y la transparencia. 

La propuesta es la culminación de un ejercicio de constatación de hechos que ha durado dos años y ha incluido una amplia labor de consultas, investigación económica y diseño de políticas, así como numerosos talleres. 

Paralelamente, la Comisión ha estado haciendo uso de sus poderes para asegurar el cumplimiento de la normativa sobre competencia con el objetivo de que haya una competencia equitativa en la economía de plataformas.

Por ejemplo, en mayo de 2017, la Comisión adoptó una decisión por la que se hacían jurídicamente vinculantes los compromisos ofrecidos por Amazon respecto de los problemas de competencia preliminares relativos a varias cláusulas de sus acuerdos de distribución con las editoriales de libros electrónicos.

Por otra parte, en junio de 2017, adoptó una decisión de prohibición en la que se concluía que Google había abusado de su posición dominante al otorgar una ventaja ilícita a su propio servicio de comparación de precios en sus resultados de búsqueda general. La Comisión seguirá garantizando de manera oportuna el cumplimiento de las normas de competencia de la UE en el sector digital.


Te recomendamos

Actividad en Facebook