Noticias JurídicasOrigen http://noticias.juridicas.com

Actualidad
16/10/2013 06:58:00 | Redacción NJ | Violencia de género

En España han fallecido 696 mujeres por violencia de género desde 2003

Un total de 696 mujeres ha muerto en España a consecuencia de la violencia de género desde 2003. De ellas, un 34 por ciento de ellas tenía edades comprendidas entre los 31 y los 40 años y casi un 24 por ciento entre 21 y 30 años, lo que supone que más de la mitad de las víctimas, eran jóvenes menores de 40 años, mientras que otro 37 por ciento tenía entre 41 y 50 años..

Los datos los ha revelado ayer martes en Segovia la delegada del Gobierno para la Violencia de Género, Blanca Hernández, durante un desayuno con los medios de comunicación organizado por la Federación de la Mujer Rural (Femur) con motivo del Día Internacional de la Mujer Rural, celebrado bajo el lema 'Todos contra la violencia'.

Hernández ha señalado que el inicio de la violencia sexista se registra cada vez en personas más jóvenes, si bien no ha concretado la edad a la espera de conocer los resultados de tres estudios que el departamento que dirige está desarrollando sobre ciberacoso, percepción de la violencia de género por los adolescentes y el mundo escolar y universitario en la violencia de género. Ha señalado no obstante que según encuestas el 20 por ciento de los jóvenes justifica este tipo de agresiones y que el diez por ciento de las universitarias confiesa haberse visto sometida a ciberacoso.

Falta de estadísticas a nivel europeo

España es en este sentido uno de los países más avanzados de la Unión Europea, donde según ha dicho apenas existen estadísticas sobre violencia machista, un aspecto en el que ya trabaja el Instituto Europeo para la Igualdad de Género. Hernández ha asegurado no obstante que en los estados que sí recaban los datos no se registran niveles mejores que los del país.

En declaraciones recogidas por Europa Press, ha indicado que España cuenta además con instrumentos tecnológicos al servicio del fin de este tipo de violencia, de los que carecen países tan avanzados como Alemania, que acaba de implantar el teléfono de atención 016, con cinco años de trayectoria en el estado español y 400.000 llamadas.

A esta herramienta, que tiene los retos pendientes de ser conocido por toda la sociedad y hacerse accesible a personas con discapacidad, se unen otras como el servicio de teléfono Atenpro, que ya portan 10.000 mujeres; los brazaletes de localización al maltratador, usados por 1.800 hombres desde su implantación, 730 en la actualidad; la web ministerial sobre recursos de información disponibles, y la aplicación móvil 'Libres', en la que se incluye toda la información necesaria en caso de maltrato.

El 70% de las víctimas sale de la violencia

Hernández ha manifestado que cada vez son más las víctimas que salen de una situación de violencia. Los últimos datos revelan que hasta el 70 por ciento lo consigue, favorecidas por las campañas de concienciación, las leyes y las tecnologías. Estas últimas, sin embargo, tienen la doble cara del ciberacoso, con especial incidencia entre la población joven, con más dificultades a veces para constatar los riesgos de lo digital.

Para la delegada, el fin de este problema es una política de Estado que ha de atajarse entre toda la sociedad y usando las herramientas creadas para ello. Según ha dicho, educar en igualdad es vital para encararlo, pues está demostrado que los avances en este ámbito se traducen en un descenso de la violencia machista.

Hernández ha destacado la importancia de que los medios informen sobre este problema social, pero de que lo hagan bien, primando para ello el mensaje de condena frente a la noticia de impacto. La responsable, que ha avanzado que la Delegación trabaja en un código de buenas prácticas, ha respondido así al interrogante lanzado por el fiscal jefe, quien ha cuestionado la información excesiva a través de la prensa, que a su parecer podría dar pistas al agresor sobre las formas de cometer el delito o de ocultar pruebas.
Silva ha puesto sobre la mesa asimismo la "nefasta" colaboración que ejercen el alcohol y las drogas en estos casos, un asunto al que según ha lamentado apenas se hace referencia pero que considera un factor "decisivo".

El fiscal ha apuntado la complejidad de estas situaciones con "oscuras causas, brutales manifestaciones e imprevisibles soluciones", pues presentan muchas peculiaridades desde el punto de vista judicial. Una de ellas es la falta de colaboración activa de la víctima, que hace gala a menudo del silencio cómplice y retira la orden de protección que le ampara en siete de cada diez casos.

En el entorno rural las mujeres se ven obstaculizadas por la falta de información y la consiguiente incapacidad para reconocer un caso de violencia; la falta de servicios de atención, y la persistencia de roles diferenciados. (EUROPA PRESS)


Te recomendamos

Actividad en Facebook