Noticias JurídicasOrigen https://noticias.juridicas.com

Actualidad Noticias
19/11/2014 07:24:00 Redacción NJ Violencia doméstica 2 minutos

La crisis económica constituye 'un freno' para denunciar los malos tratos en el ámbito doméstico

Según un estudio de la Fundación Adecco, el trabajo no es una barrera contra la violencia de género, pero sí se convierte en un escudo protector contra la misma, al eliminar el factor de dependencia económica, que muchas veces es el causante de que las situaciones de violencia se prolonguen en el tiempo.

El 97 por ciento de las víctimas de violencia de género ha encontrado en la crisis económica "un freno" para denunciar los malos tratos que sufren, por el temor a no poder acceder a un empleo y verse sin recursos.

Así se desprende de un estudio de la Fundación Adecco, realizado a partir de encuestas a 300 mujeres que han acudido a sus oficinas en busca de una oportunidad laboral en el último año.

Según la Fundación, siete de cada diez encuestadas dice que el empleo es la solución para romper el vínculo con su pareja y poder empezar de cero, en un 44% de los casos por la posibilidad que implica de conseguir autonomía e independencia. Más de la cuarta parte (26%) busca en el empleo una herramienta para elevar su autoestima y recuperar la confianza en sí misma y un 19%, considera que es el mejor instrumento para tener una vida estable.

No obstante, un 14% opina que la mejor alternativa para erradicar la violencia de género es endurecer las leyes, seguido de un 12% que cree necesaria una mayor educación durante la infancia. Por último, un 4% responde que la clave es promover más campañas de sensibilización en los medios de comunicación.

De las víctimas de violencia de género declaradas que acudieron a Fundación Adecco el año pasado, el 65 por ciento se encontraban en el paro y un 72% de ellas, desde hacía más de un año, cifra por encima de la media nacional para las mujeres, que sitúa en un 61% el volumen de paradas de larga duración. Un 20%, además, estaba buscando su primer trabajo.

"Esto no quiere decir que el trabajo sea una barrera infranqueable contra la violencia de género, pero observamos cómo se convierte en un escudo protector, al eliminar el factor de dependencia económica, que muchas veces es el causante de que las situaciones de violencia se prolonguen en el tiempo", explica el director general de la Fundación Adecco, Francisco Mesonero. (EUROPA PRESS)

Te recomendamos